La izquierda neomarxista en Estados Unidos dice que hay que «entrenar a la gente blanca para que se calle la boca».

Al abrazar la política de identidades neomarxista, el Partido Demócrata ha definido a “la gente blanca”, y en particular a los hombres blancos heterosexuales como el objetivo de sus críticas, y el chivo expiatorio para todas las desigualdades que existen en la sociedad.

En consonancia con esta situación, Sally Boynton Brown, directora ejecutiva del Partido Demócrata, aseguró que el Comité Nacional Demócrata (DNC) se debe abocar a entrenar a la gente para «que aprenda cómo callarse la boca si son blancos».

La postura de la directora es que las personas de raza blanca no deberían tener derecho a opinar sobre cuestiones que afecten a las relaciones raciales en Estados Unidos, a pesar de que ella misma es una persona de raza blanca.

FUENTE:  Breitbart
Imagen cortesía de elconfidencial.com – Todos los derechos reservados

Compartir TWITTEAR

Deja un comentario