La realidad de los «Juzgados Especializados»: los tribunales canguro del feminismo de los que nadie se atreve a hablar.

Si bien existe una conciencia cada vez mayor de los peligros de las denuncias falsas en los tribunales de familia, muchos aún no conocen la profundidad o la omnipresencia de este fenómeno. Descubramos por qué las acusaciones falsas son tan frecuentes:

Fuente: ShutterStock

El movimiento #MeToo disfruta de un caldo de cultivo fértil en los tribunales de familia. En las disputas por la custodia y el tiempo de crianza, el apoyo judicial a casi todas las acusaciones falsas de abuso se ha convertido en la norma. Durante décadas, se ha sabido comúnmente, e incluso se esperaba, que los abogados de divorcios utilizaran acusaciones falsas de abuso como una estrategia legal para ganar ventaja a sus clientes mujeres en los tribunales de divorcio. Y, con demasiada frecuencia, funciona.

Si bien el auge del movimiento #MeToo fue bien intencionado, los resultados de #HermanaYoTeCreo en las disputas por la custodia de los hijos tienen efectos devastadores en los hombres inocentes. Cuando los derechos de los padres y el cuidado, la custodia, el tiempo y las relaciones con los hijos compartidos se ven comprometidos, creer en todas las reclamaciones más allá de las pruebas ha creado lo que se llama «tribunales canguro«. La justicia y el estado de derecho parecen tirarse por la ventana, y los niños sufren el daño colateral.

El comienzo de un nuevo año parece el momento perfecto para prestar atención a este problema social prevalente, que ha sido omnipresente, pero silencioso, durante décadas. 

A principios de 2021, dos personas que luchan por la igualdad ante la ley discutieron este tema. Después de experimentar las atrocidades de los tribunales de familia en Estados Unidos, el actor de Hollywood Greg Ellis ( Piratas del Caribe ) inició su organización, The Respondent , para arrojar luz sobre lo más vulnerable del sistema de tribunales de familia de Estados Unidos. Su libro, del mismo título, se publicará en 2021. A principios de este año, se asoció con la experta en paternidad equitativa, Molly K. Olson (fundadora del Centro para la responsabilidad parental y cofundadora de Leading Women for Shared Parenting ) para discutir la industria del divorcio valuada en US$ 50.000.000.000, específicamente en relación al problema de las denuncias falsas en las batallas por la custodia y la batalla cuesta arriba que enfrentan los padres en el tribunal de familia.

Nota completa: Evie

Compartir TWITTEAR

Deja una respuesta